Torre de Uriz

Con la llegada del Otoño, el paisaje se transforma inundando todo de colores ocres, marrones, rojos… Una explosión de color que hace de  muchos entornos lugares increíbles, la Selva de Irati es uno de estos ejemplos, ubicada en Navarra, adquiere su máximo apogeo con la llegada de esta estación. En este “cuadro” que os hemos presentado se encuentra un hotel que merece la pena no perderse si quieres hacer de la estancia algo único.

Hotel Torre de Uriz

La llegada al pueblo de Uriz ya deja ver la sombra de esta antigua torre rehabilitada y transformada en un Hotel acogedor, de cuidada rehabilitación y diseño y con algo tan importante como una gestión perfecta, representada por personas tan encantadoras como Paula y Jesús.

Colores neutros y sutiles en el diseño interior y textil,  apoyado por mobiliario de líneas sencillas y rectas realizados en madera y paredes de piedra de la antigua construcción que se han dejado a la vista de manera muy acertada,  consiguen que el espacio se convierta en el lugar del que no quieres salir. Habitaciones espaciosas y cómodas, con baños igualmente confortables.

Muy acorde con el entorno, el hotel consigue integrarse totalmente tanto por su exterior como por su interior.

Éste es uno de los casos en los que la expresion “una imagen vale más que mil palabras” adquiere su máximo exponente, ¿no creéis?

Si teneis ocasión no dejéis de visitarlo, os encantará. Torre de Uriz

 

Fuentes: Dimeic

Compartir en: Facebooktwitterpinterest

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *